ALGUNAS DE LAS IMÁGENES AQUÍ PUBLICADAS SON DE LA RED, SI ALGUIEN DESEA QUE LAS QUITE, LO HARÉ. GRACIAS

VÍDEOS INTERESANTES

miércoles, 6 de febrero de 2013

Ciudades de España. Icod de los vinos.

Opinión: 


Rica en aguas y tierras fértiles, cuyas vegas fueron cubiertas de cañaverales de azúcar y de cepas y parrales de viñedos, es la cede del Drago Milenario, uno de los emblemas tinerfeños y de la Cueva del Viento, la mayor galería lávica del mundo, hasta ahora descubierta. Sus exquisitos vinos blancos rinden honor a su nombre.
Actualmente, su actividad económica fundamental es la agricultura, destacándose los plátanos y viñedos así como papas, cereales, legumbres y frutales. El sector servicios, emplea a gran cantidad de personas, constituyendo otro pilar de su economía, en especial la construcción. Es una localidad de intensa vida comercial.

La pesca se lleva a cabo en la caleta de San Marcos en la que también se desarrollan actividades de recreo en época veraniega.



Anterior a la conquista, la comarca de Daute, estuvo poblada por los aborígenes guanches del grupo tribal de los Ycodes. El barranco de Ycodes marca varios emplazamientos donde la abundancia de agua y la riqueza forestal constituían el entorno de sus primeros habitantes.


Al finalizar el siglo XV se instala por monjes mallorquines el templo de San Marcos. Los colonizadores la instalan, primero en una humilde fábrica, donde veneran la imagen del titular, y poco después en una ermita de mejor factura.


Los primeros colonos se establecieron, en las proximidades del río Ycod, construyendo viviendas, vías de comunicación y preparando las tierras con fines agrícolas, imponiendo el cultivo de la uva, lo que le da el nombre compuesto a la comarca. Las fértiles tierras las destinan también al cultivo de la caña de azúcar, y cereales y se crean las primeras industrias: ingenio azucarero, molinos de agua, vidrio, etc.

La estructura urbana queda definitivamente conformada en el siglo XVII, obedeciendo el dictado de los rectores monasteriales religiosos que van fundando sus conventos, especialmente agustinos y franciscanos.

Debido a la prosperidad y riqueza, tanto agrícola como comercial, aumentan sus habitantes y alcanza la capitalidad del Partido de Daute.

Y aquí tenemos a su Drago Milenario.



Publicar un comentario