ALGUNAS DE LAS IMÁGENES AQUÍ PUBLICADAS SON DE LA RED, SI ALGUIEN DESEA QUE LAS QUITE, LO HARÉ. GRACIAS

VÍDEOS INTERESANTES

martes, 15 de enero de 2013

Los Reinos de Overlastar 2. FIN

Opinión: 

El malvado Kalaprius quiere imponer su dominio en el mundo acompañado por todos los seres malvados que existen y que él mismo pervierte con su poder oscuro. Un mundo en el que tanto los demonios y los habitantes perversos no pueden tener cabida, para evitar eso, las demás razas que quieren la paz, deben unirse para la guerra.
Un frenético choque entre el bien y el mal con personajes de lo más variopinto.


(EldanYdalmaden Libro Segundo)


FIN



Arralzaldeon digamos que suspiró. Si se podía llamar así a lo que hizo.

-Por un momento temí que esas pequeñas criaturas se unieran.

-Me hiciste venir para nada, es imposible que estos seres estén unidos y si lo estuviesen alguna vez, sería por muy poco tiempo, les mueven intereses diferentes. Aparte de eso, la misma naturaleza del entorno los hace ser prácticamente rivales los unos de los otros y la degeneración que sufrieron las partículas de Gerzos al repartirse por este planeta llamado Vilter, ha creado criaturas totalmente contrarias, llamadas maléficas que jamás permitirán a las otras vivir en paz.

-De lo que deduzco, Punas, que Gerzos jamás volverá a estar unido y nunca volverá a existir, sus partículas nunca serán unidas—comentó el otro ente.

-Estoy completamente seguro de eso, Arralzaldeon. Gerzos nunca volverá. Vine para nada—se lamentó el tal Punas, el ente de mayor poder. El que había desterrado a Gerzos y enviado a Terus para su destrucción.

-Entonces, ¿volvemos?—preguntó anhelante Arralzaldeon.

-Vuelvo yo, tú te quedas aquí para vigilar que jamás sean unidas las partículas de Gerzos—y sin mediar más palabras, Punas desapareció.

Arralzaldeon se dio perfecta cuenta que esta misión era más un castigo, había tenido cierta afinidad con Gerzos, afinidad que no había pasado por alto a Punas. Se dio cuenta que estaba DESTERRADO sutilmente.

Al principio le entró una especie de desesperanza por no poder volver a su Origen. Pero luego pensó que mejor tranquilizarse y que lo mismo se divertía un poco con esas pequeñas criaturas. 
No en vano, él tenía el PODER ABSOLUTO sobre ellas.


                                  FIN



GRACIAS A TODOS Y TODAS LOS QUE, LAS QUE, aunque no os guste el tema o el libro o incluso yo, me habéis y me estáis aguantando.            

EldanYdalmaden





Publicar un comentario