ALGUNAS DE LAS IMÁGENES AQUÍ PUBLICADAS SON DE LA RED, SI ALGUIEN DESEA QUE LAS QUITE, LO HARÉ. GRACIAS

VÍDEOS INTERESANTES

martes, 18 de diciembre de 2012

Los Reinos de Overlastar 2. Muchos lobos y pocos druidas 36.

Opinión: 


El malvado Kalaprius quiere imponer su dominio en el mundo acompañado por todos los seres malvados que existen y que él mismo pervierte con su poder oscuro. Un mundo en el que tanto los demonios y los habitantes perversos no pueden tener cabida, para evitar eso, las demás razas que quieren la paz, deben unirse para la guerra.
Un frenético choque entre el bien y el mal con personajes de lo más variopinto.


(EldanYdalmaden Libro Segundo)




Los Reinos de Overlastar. Muchos lobos y pocos druidas 36.


Gridstyl también notó la presencia de la maldad mucho antes de llegar a la montaña y aterrizó a varios cientos de metros de las cuevas.

-¿Por qué paramos Gridstyl?—preguntó Dinarel.

-No puedo avanzar más, se me corrompería el corazón. Es demasiado mal el que habita allí dentro, Dinarel. Lo siento, aquí se acaba mi misión.

-Te comprendo amiga, yo también noto algo que me oprime el alma y el dedo donde tengo el anillo me pica mucho, el medallón en cambio está muy frío y la espada y el escudo brillan fuertemente—lo que hay allí tiene que ser muy poderoso y estas armas están deseando encararlo.

-Recuerda una cosa, amigo mío. Contra seres de esa clase, malvados, demonios, la ira, la venganza, el miedo, son sus aliados, se hacen más fuertes. El amor, la bondad, la amistad, los debilita.

Buenas palabras pensó Dinarel, pero cómo tener amor y bondad cuando ese ser y los que él envió seguramente habían acabado ya con sus amigos y seguramente con la bella Lisandra, su amor. Su cuerpo quería venganza aunque su cabeza en parte opinaba que la dragona tenía toda la razón. 

No se puede apagar el fuego con fuego si no con lo contrario a él. Con agua. La maldad debería ser parada con la bondad. 

Pero a saber cómo.

Publicar un comentario