ALGUNAS DE LAS IMÁGENES AQUÍ PUBLICADAS SON DE LA RED, SI ALGUIEN DESEA QUE LAS QUITE, LO HARÉ. GRACIAS

VÍDEOS INTERESANTES

martes, 10 de abril de 2012

Relojes. El Reloj de cuerda.

Opinión: 

Los relojes mecánicos carecen en la mayoría de los casos de componentes electrónicos; este tipo de relojes cuentan con un sistema mecánico fabricado generalmente en metal, en donde la fuerza motriz necesaria para poner en marcha la maquinaria es proporcionada por un muelle motriz o por medio de pesas conectadas por cadenas o cables.

En la cultura popular es común referirse a la carga del muelle motriz como dar cuerda, no obstante este término es erróneo, y solo es aplicable a los relojes de pesas, en donde literalmente se le da cuerda a un cilindro dentro del reloj para que de esa manera continúe el deseno de la pesa que da vida a el reloj, dentro de un muelle motriz, se encuentra una banda o cinta de acero templado el cual, al enrollarse, genere fuerza de torsión usada por el reloj para mover el mecanismo, bien sea de marcha o de sonería, por medio de un tren de engranajes se reduce la fuerza y aumenta la velocidad, finalizando en una rueda dentada de manera especial, llamada rueda de escape, la cual conecta con una pieza llamada Ancora, esta pieza es la encargada de convertir el movimiento rotatorio de los engranajes en un desplazamiento de izquierda a derecha que se trasmite a un volante o a un péndulo para proveerles la energía suficiente para oscilar; es el contacto entre estas dos piezas rueda de escape y Ancora el que produce el famoso tic-tac.




Normalmente el número de engranajes que posee un reloj mecánico es consecuncia directa del tiempo estimado en que el muelle o la pesa le provee de energía suficiente para funcionar; así, si un reloj mecánico, por ejemplo un despertador, está construido para almacenar 24 horas de marcha, el número de ruedas será generalmente de cinco, desde el engranaje del muelle hasta la rueda de escape; por otro lado, si se trata de un reloj de pared, en donde la reserva de marcha está diseñada para durar 192 horas (ocho días), entonces se añadirá una rueda extra justo después del muelle motriz para de esta forma aumentar la velocidad del mecanismo de escape en relación a la velocidad de rotación del muelle motriz, aunque en estos casos se requerirá de muelles mas poderosos, para compensar la pérdida de fuerza causada por el aumento en la relación de los engranajes; finalmente, la hora se muestra siempre en formato analógico, por medio de manecillas, que usan el giro de los engranajes internos.
Publicar un comentario